La oveja manchega, ¿ya existía en el siglo XI?

[ad_1]

En el provincia de albacete Hay un pequeño municipio llamado Higueruela (1.174 habitantes), que ha sido noticia estos días a nivel nacional por el hallazgo que se ha localizado en el cortijo andaluz ‘La Graja’. Es sobre una oveja del siglo XIun descubrimiento que permite a los investigadores y a todo el equipo que trabaja sobre el terreno determinar como eran esos rebaños de ovejasautóctono de la Península Ibérica y de ese Al-Andaluz seco que hasta ahora se ha estudiado muy poco.

Se trata de espécimen completo de una oveja que los análisis de Carbono 14 han permitido que sea fechado entre 1025 y 1050 d.C.. (siglo XI), “un periodo histórico que se sitúa entre el final del califato y el comienzo de los reinos de taifas, lo que lo convierte en un ejemplar casi único”, explica a torrevieja news today la arqueóloga y una de las codirectoras del proyecto. Teléfono, José Luis Simón García.

Este descubrimiento ayudará a determinar si en esta oveja esta el origen del “oveja manchega”“ove segureña” o quizás “ove churra”, de donde ha surgido el “Queso Manchego”, dice el investigador.

Algo que ha llamado la atención del equipo que trabaja en este cortijo es que el esqueleto estaba completo y articuladolo que indica que fue depositado intencionalmente en el lugar y que no consumieron su carne, indicando que el hallazgo de dos marcas en el cráneo revela que fue cortado siguiendo el rito islámico.

la vida en tierra firme

El yacimiento arqueológico de ‘La Graja’, donde se ha encontrado este ejemplar, es un referente nacional por el conocimiento de la vida en las tierras secas de Al-Andalus «y el origen del paisaje humano que ahora tenemos en La Mancha, su forma de vida y aspectos hasta ahora desconocidos. Es una ventana que se abre a nuevos conocimientos”, remarca José Luis Simón.

Algunos de los profesionales que están trabajando en la Alqueria de Higueruela

a B C

Explica que el hallazgo de las ovejas permite comprobar que eran más errantes y parece que no estaban tan especializadas en carne y leche. Además, “estamos empezando a ver algunas comunidades humanas que habían sido prestaba poca atención a su forma de vida».

Curiosamente, como fuentes árabes eran la zona de Chinchilla, Iniesta, la zona de Cuenca donde se encontraron magníficos tejidos de lana, “que no se había estudiado de dónde salía toda esa lana y esos tejidos”, remarca.

A través de estas excavaciones se empieza a entender que estos talleres estaban rodeados por unos caseríos (un pueblo), por unas haciendas en las que vivían unas 33 familias emparentadas entre sí, confiesa el investigador, quien adelanta que el trabajo será retomó en septiembre, un proyecto en el que trabajan dos equipos. Uno de campo, formado por 15 personas (entre los tres directores y los técnicos), y otro formado por técnicos de laboratorio que “analizan todo lo que extraemos del campo”, repite.

Además, José Luis Simón señala que los objetos descubiertos en las tres casas que se han excavado, más la mezquita, son importantes para el conocimiento. “Ahora vamos a excavar lo que podría ser el ayuntamiento. Es decir, la casa del patriarca que creemos dirigía esta comunidad y que se instaló en la zona alta del municipio de Higueruela», afirma enfático.

El arqueólogo asegura que todas las piezas encontradas han sido depositadas en el Museo Provincial de Albacete (tal y como establece la Ley de Patrimonio Cultural de Castilla-La Mancha), que es el encargado de custodiar este rico patrimonio, aunque el objetivo tanto del Ayuntamiento de Higueruela como la Diputación, es crear un Centro de Interpretación. «La idea que tienen es hacer ese centro con piezas originales y con objetos reproducidos para que la gente pueda conocer este proyecto en el que llevan más de 20 años trabajando. “No sé si se puede materializar en esta legislatura, pero está dentro de sus objetivos”, repite.

Además de las instituciones vinculadas a este proyecto desde sus inicios, la Fundación Iberdrola colabora en esta investigación.

Informacion relevante

El vicepresidente de la Diputación, Fran Valera, señala que, gracias a esta Alquería Andalusí, se está accediendo a información muy relevante sobre cómo vivía el “pobre Ál-Andalus”, señalando que hasta la fecha se han hecho más esfuerzos en torno a la parte más ostentosa del mismo, al tiempo que recuerda que lo que ahora ve la luz desde Higueruela es muy importante porque “la historia la escriben las clases más humildes”.

Por su parte, la alcaldesa de la localidad, Isabel Martínez, quien ha agradecido el apoyo de todas las instituciones, entidades y personas que han trabajado y siguen trabajando en este yacimiento arqueológico. El alcalde ha destacado la importancia que tiene esta Alquería Andalusí para la Higueruela y el turismo de la comarca.

“Tenemos puso nuestra historia patas arriba y todo el pueblo se ha vuelto», confiesa, al tiempo que enumera lo que aporta esta excavación en términos de identidad cultural, de turismo o, simplemente, en términos de la aportación que se está haciendo a la arqueología. “’La Graja’ ha situado a nuestro municipio como un referente del patrimonio que también atesoran muchas zonas de Castilla-La Mancha”, ha concluido.

[ad_2]

Deja un comentario