Vox intenta dar por zanjada su crisis balear y paraliza la expulsin de los dscolos antes de las elecciones gallegas


Actualizado

Diez das despus de la crisis desatada en el seno de Vox en Baleares y que ha fracturado en dos al partido regional, la formacin asegura que ha reconducido la situacin.

En una nota difundida hoy, el partido de Santiago Abascal afirma que mantendr unido su congregación parlamentario, formado por siete diputados, y que adems no perder la presidencia del Parlamento autonmico, que seguir en manos de Gabriel Le Senne.

Vox asegura que los implicados en la erradicación intestina de Baleares han “solucionado distintos malos entendidos e informaciones distorsionadas y han pactado seguir trabajando unidos”.

La direccin franquista da as “por cerrada” la crisis balear, un trance que ha puesto la estabilidad de la gobernabilidad en las Islas en peligro correcto a las guerras internas que el partido lleva tiempo sufriendo en el archipilago.

Ese enfrentamiento soterrado estall el lunes de la semana pasada, escasamente 24 horas despus de que Abascal fuera reelegido en la asamblea franquista del partido.

El estallido

Cinco diputados del congregación parlamentario de Vox en Baleares (donde las urnas les concedieron 8 diputados en 2023) hicieron equivaler su mayora y decidieron unilateralmente expulsar a otros dos diputados. Pretendan echarlos del congregación.

Los dos expulsados son los diputados ms leales a Abascal en la Islas, Gabriel Le Senne y la presidenta regional del partido, Patricia de las Heras, que reaccion acusando de “traidores y chantajistas” a los diputados dscolos, atribuyndoles un afn por llenar intereses personales.

El mircoles de esta semana el desdicha de mano de los dscolos sufri un primer varapalo. La Mesa del Parlament balear fren su intencin de deponer a Le Senne al frente de la Cmara. Los letrados emitieron un referencia en el que anulaban por defectos formales la decisin de expulsarle del congregación parlamentario.

Hoy Vox ha difundido un comunicado con ese mensaje de evidente reconciliacin. Los dscolos habran aceptado readmitir en su congregación a los dos expulsados a cambio de no ser a su vez apartados de Vox por parte de la direccin franquista, que ha suspendido su proceso de expulsin del partido.

Fuentes polticas de las Islas consultadas por este diario del propio entorno de la formacin, deslizan que el atmósfera se ha intentado reconducir temporalmente en presencia de la proximidad de la elecciones gallegas, que se celebran adentro de diez das.

En todos los crculos polticos de Baleares se da por hecho que las relaciones entre los diputados estn rotas y son prcticamente irreconducibles, al menos en el plano personal.

De momento, Vox seguir luego teniendo siete diputados en el Parlament balear (perdi uno hace unos meses, cuando el diputado Xisco Cardona abandon el congregación por desavenencias con los dscolos).

La proximidad de una cita electoral autonmica y las alianzas de poder con el PP, que necesita el apoyo de al menos cuatro diputados de Vox para seguir gobernando en Baleares, han aadido presin a las dos facciones enfrentadas para tratar de alcanzar una tregua en las hostilidades. Desliz por enterarse cunto durar.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: