El jurado declara culpable por unanimidad al autor del triple asesinato de Ciutat Vella



El jurado popular ha declarado por unanimidad que el hombre juzgado por el triple crimen en Ciutat Vella en enero de 2020 es culpable de las tres muertes, y no ha apreciado ningún indicio de trastorno psíquico o implicación por adicción a las drogas. El hombre también fue declarado culpable de tres robos, dos intentos de robo y lesiones. Se enfrenta a 92 años de prisión por dos asesinatos y el asesinato del periodista del Ayuntamiento de Barcelona David Caminada. El jurado no considera que el acusado estuviera afectado por alguna enfermedad mental o ingesta de drogas que le impidiera evaluar su actuación.

Sobre las 3 de la tarde del 20 de enero de 2020, el imputado agredió a la primera víctima en su domicilio, en la calle Portal Nou, en El Born, con numerosos golpes, y le provocó 254 heridas con arma blanca, no localizada, en todo el cuerpo. y ató una bolsa de plástico alrededor de su cuello. Acto seguido, quemó la casa, prendiendo fuego a uno de los dormitorios y al comedor, y se fue con las llaves del apartamento y una motocicleta, y se llevó algunas joyas. Para huir bajó de los balcones a la calle.

Mató a tres personas en el centro de Barcelona en menos de una hora

Una vez en la calle, recorrió el Born y se acercó a un vecino que estaba en un portal. Él la golpeaba continuamente y le apretaba el cuello con fuerza. Debido a un traumatismo craneoencefálico y asfixia, la mujer falleció. El hombre se llevó la cartera, el móvil, las gafas, el reloj y las llaves. Poco después, robó una motocicleta, agrediendo al repartidor.

Poco después abandonó la moto y entró con un cuchillo de grandes dimensiones en una tienda de alpargatas cerca de la plaza Sant Jaume. Exigió el dinero, pero los propietarios se resistieron y el hombre huyó hacia la plaza Sant Jaume. Poco antes de las 4 de la tarde se acercó a un trabajador del Ayuntamiento de Barcelona, ​​el periodista David Caminada, que llevaba una bolsa. El agresor quería llevárselo mostrándole un arma blanca no localizada. Ante la resistencia de la víctima, la golpeó dos veces en el pecho, lo que le provocó la muerte en el hospital dos días después. Un compañero de Caminada fue a auxiliarlo y el agresor le cortó la mano antes de ser reducido por un grupo de policías.

Por todo ello, la Fiscalía le pide 92 años de prisión por dos asesinatos, un homicidio con abuso de superioridad, un delito de incendio premeditado, tres robos con violencia, amenazas y lesiones menos graves. La fiscalía también reclama una indemnización por valor de más de 1,7 millones de euros para los familiares de los fallecidos. Por su parte, la abogada defensora siguió pidiendo la absolución, pero introdujo dos posibles alternativas con la defensa plena o la atenuante de drogodependencia y trastorno psíquico.

leer también

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: